Con una novedosa estrategia de mercado Molo, la start-up española de motosharing, busca destacarse en el competido segmento de motos compartidas. Desde el pasado lunes, se encuentra a disposición de los usuarios de esta start-up una nueva modalidad para que puedan disfrutar de los servicios de motos compartidas de Molo

Es el servicio de alquiler de motos eléctricas por minutos más barato del mercado español. Solo tendrá un coste de 16 céntimos de euro por minuto, para todos los perfiles de usuarios. Pero este nuevo servicio no significa que abandona su actual modalidad de suscripción de tarifa plana, que tiene un coste de 19,90 euros al mes. 

Dos modalidades de motosharing

molo motosharing

Ahora el servicio de motosharig de Molo trabajará combinando las dos modalidades: mantiene su actual modelo por suscripción de tarifa plana y, además, para quienes así lo prefieran, ofrece el servicio de motos compartidas a un coste de 16 céntimos por minuto. De esta manera la start-up sigue su objetivo de adecuar ágilmente sus servicios a la demanda. 

En tal sentido el CEO de Molo, José Manuel Donate, afirma “tras un año monitorizando el uso y demanda de movilidad de los usuarios hemos decidido ofrecer a los usuarios distintas alternativas de uso en función de sus necesidades. Seguiremos practicando el modelo de suscripción, único en Europa, pero también queremos ser más ágiles en incorporar nuevas soluciones según perfiles de uso. Todo, con una filosofía de accesibilidad económica para el usuario”.

Así, desde el pasado día lunes 16, Molo oficializó esta nueva tarifa coincidiendo con el inicio de la Semana Europea de la Movilidad. Además, esta estrategia no es improvisada, pues previamente este servicio se introdujo el pasado mes de agosto, a través de una prueba piloto, durante la cual 300 usuarios lo utilizaron.

Por otra parte, la decisión de introducir esta nueva modalidad de alquiler de las motos eléctricas de Molo se toma, coincidiendo con el primer aniversario desde que la empresa dio inicio a sus operaciones, en septiembre del año pasado. Nada mal para una joven empresa. Además, la start-up ya dispone de 2.000 usuarios activos. 

Dónde opera Molo actualmente

molo motosharing

Molo brinda su servicio de alquiler de motos eléctricas en el casco urbano de València y para esto cuenta con una flota de 300 motos eléctricas modelo S02 de Silence, que tiene una potencia equivalente a 125 cc.

Con el servicio de motos compartidas de Molo, en este primer año, los usuarios ya han recorrido más de 1 millón de kilómetros por la ciudad de València. Son aproximadamente 1400 desplazamientos diarios, durante los que se ha evitado la emisión de más de 20 millones de toneladas de CO2.

El servicio de motosharing de Molo no solo es solidario con los costes, además fomenta la movilidad urbana sostenible, disminuye la huella ecológica y lo hace de una forma ágil y accesible para los usuarios.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here