La Asociación de Marcas y Bicicletas de España, AMBE, publicó mediante un comunicado su postura frente a los últimos acontecimientos. Todo referente a la manipulación de las bicicletas eléctricas o ebikes y su aumento de velocidad y potencia. Cabe destacar que estas prácticas están prohibidas, no solo en España, sino en toda Europa.

Hay un incremento de las ventas de bicicletas de pedaleo asistido, denominadas EPAC (Electrically Power Assisted Cycles). Con eso diferentes personas han ingeniado métodos para evitar las limitaciones que vienen impuestas de fábrica en cuanto a velocidad máxima y potencia.

La legislación es clara

Las bicicletas eléctricas deben limitar su potencia y velocidad máxima según el Reglamento EU 168/2013 y las Normas Armonizadas EN 15194:2017 junto al real Decreto 339/2014:

  • Motor con potencia inferior a 250W
  • Velocidad máxima de asistencia de 25 km/h

Cualquier bicicleta eléctrica que supere estas cifras deja de considerarse una y pasa a ser regulada como una motocicleta. Por lo que debe cumplir las siguientes limitantes:

  • Debe estar homologada por la normativa europea CE2
  • Debe poseer Tarjeta ITV y a ser matriculada
  • Necesita disponer de un seguro obligatorio para vehículos a motor
  • Debe ser conducida, obligatoriamente, con casco para ciclomotor.
  • Tendrá prohibida la utilización de los carriles bici.
  • Necesitará disponer de certificados de haber pasado los test de fatiga pertinentes

Riesgos de manipular los límites de fábrica de una bici eléctrica

AMBE

Evidentemente, si no se cumplen los requisitos, la multa pude ser bastante elevada. Hay que tener en cuenta que al superar las regulaciones estarás circulando con una motocicleta. Básicamente ya no es una bicicleta eléctrica convencional. Podrás ser multado, incluso con delitos penales por no tener seguro, llevar el casco homologado o falta de papeles en regla, por ejemplo.

Del comunicado de AMBE se pueden deducir varias cosas. La principal preocupación es que están aumentando, no solo por internet, sino también en comercios de bicicletas físicos, los equipos para modificar las bicicletas eléctricas, para aumentar la potencia y velocidad que el fabricante limita de serie.

Las administraciones tomarán medidas de seguir este tipo de comportamientos y el uso de las bicicletas eléctricas modificadas tanto en ciudad como en la montaña. Podrán controlar más severamente este tipo de vehículos y limitar también las ventas.

La AMBE también alerta que de continuar con estas prácticas de hackeo de bicicletas eléctricas, se podría llegar a prohibir su uso en el campo.

Fuente: IberoBike.

Responder

Introduce tu comentario
Introduce tu nombre