Todo lo que debes saber sobre los coches eléctricos

En los últimos años, los vehículos eléctricos han ganado popularidad en todo el mundo. Y en particular los coches eléctricos, un segmento cada vez más atractivo al ser una alternativa sostenible a los coches de combustión. Pero esa no es la única razón: existe una serie de características que convierten a los coches nuevos eléctricos en una opción muy adecuada para los trayectos urbanos. En este artículo repasaremos los beneficios, y las claves de estos vehículos, como las baterías, la carga eléctrica y la autonomía.

Autonomía: una de las claves para entender el funcionamiento de los coches eléctricos

En primer lugar, hay que diferenciar los coches eléctricos de los de combustión interna. Los eléctricos se alimentan  de baterías recargables que suministran energía. Esto ofrece varias ventajas. En primer lugar, tienen menor costo operativo, ya que requieren menos mantenimiento que los vehículos de combustible. Además, son más silenciosos y suaves al conducir, lo que mejora la experiencia del usuario. Los motores eléctricos son más eficientes, al consumir menos energía y ofrecer un rendimiento óptimo.

Las baterías recargables de estos vehículos ofrecen una cantidad estimada de uso. A esto se le llama autonomía: la distancia que pueden recorrer con una sola carga de batería. Actualmente, muchos coches eléctricos de gama media a alta pueden recorrer entre 250 y 500 kilómetros con una sola carga. Una clave para el crecimiento de este mercado es el crecimiento de la red de carga. De esta forma, los usuarios pueden recorrer largas distancias recargando la batería en el camino. 

Cómo las automotrices históricas se están pasando a la movilidad eléctrica

Otra de los puntos importantes sobre recarga de coches eléctricos es que existen diferentes formatos. Actualmente, en el mercado existen puntos de recarga domésticos, que permiten cargar las baterías en la casa del usuario, y por la noche, ya que es el horario más barato. También existen opciones de recarga en lugares privados o públicos, ubicados en puntos concurridos. De hecho, en España, Mercadona y Lidl ya ofrecen cargadores públicos. Se trata de puntos de recarga gratuitos para los clientes de estos supermercados.

El crecimiento del uso de coches eléctricos hizo que la oferta aumentara. Actualmente, prácticamente todas las grandes automotrices ofrecen modelos eléctricos. Es el caso de Fiat, que lanzó su clásico modelo 500 y el Dobló, pero impulsados por un motor eléctrico. Renault es otro ejemplo: el Twingo y el Twizy son dos modelos eléctricos muy populares. Además, en el mercado encontramos el Citroen C4, el Nissan Leaf o el Peugeot 208: coches extremadamente populares que reaparecieron en formato eléctrico.

El gobierno español ofrece facilidades de compra y de uso para los coches eléctricos

Otro de los atractivos del coche eléctrico es el incentivo gubernamental. Debido a la reducción de la contaminación, en España se ofrecen estímulos para la compra y el uso de coches eléctricos. Recientemente, el gobierno español anunció una reducción del 15% en el IRPF en la compra de vehículos eléctricos. Además, este año entró en vigencia la ley de zonas de bajas emisiones. Esta prioriza la circulación de vehículos con etiqueta medioambiental Cero emisiones, como lo son los coches eléctricos.

Por estas razones, el crecimiento del uso de coches eléctricos es un hecho. De acuerdo con la Asociación Española del Auto (ANFAC), en 2022 en España las ventas de coches eléctricos aumentaron un 31,28% con respecto al año anterior. Si bien todavía existen retos y limitaciones, como la infraestructura de carga y la autonomía, se espera que en los próximos años el uso de coches eléctricos aumente cada vez más. En definitiva, se trata de un medio de movilidad que asegura un futuro más sostenible para las generaciones venideras.

Deja un comentario