A pesar de que ya se está empezando a sancionar por el uso indebido de patinetes, para algunos la ley debería ser aún más estricta. El presidente del Real Automóvil Club de España (RACE), Carmelo Sanz de Barros, ha pedido en el Congreso «homogeneizar» la regulación de patinetes eléctricos y bicicletas. La idea es que la normativa sea la misma que se aplica a los demás vehículos en materia de normativa vial, seguros, elementos de protección y contribución fiscal.

«Igual responsabilidad» para los patinetes eléctricos y los coches según el presidente del RACE

En la Comisión de Seguridad Vial de la Cámara Baja, Sanz de Barros defendió la ecuación  «a igual uso de la vía, igual riesgo e igual responsabilidad». Además, pidió incluir los vehículos seminuevos en los Planes Prever. El fin de esto es quitar de circulación los antiguos y sustituirlos por otros más nuevos y seguros para los que no pueden permitirse comprar los de última generación. Para el presidente de RACE, «la nueva movilidad ha venido para quedarse».

La Dirección General de Tránsito (DGT) empezó a aplicar la nueva normativa de patinetes eléctricos el pasado 2 de enero. Esta alcanza a todos aquellos vehículos que estén propulsados por un motor eléctrico y alcancen velocidades entre los 6 y 25 kilómetros por hora. Son varias las normas de circulación que la nueva ley impone a los patinetes eléctricos y otros VMP. Entre otras, no podrá circular ni estacionar por la acera, ni tampoco ir a contramano. Para cruzar un paso de peatones lo debe de hacer igual que un ciclista o un conductor de moto.

Crece el uso de patinetes eléctricos y otros vehículos de movilidad personal

La postura del presidente de RACE se da en un contexto de crecimiento del uso de patinetes eléctricos. Según datos del Área Metropolitana de Barcelona (AMB) desde 2017, el uso de patinete eléctrico se multiplicó por cuatro. Por otro lado, a partir de la pandemia aumentó la construcción de carriles bici en todo el mundo, como reflejo del aumento del uso de transporte eléctrico. Según un estudio, el 25% de los europeos ha utilizado una bicicleta eléctrica en 2020.

Por otro lado, el presidente del RACE propuso modificar el catálogo de infracciones que restan puntos y los contenidos de los cursos de recuperación. Las señales de  tráfico, según Sanz de Barros, deben ser más visibles, creíbles y legibles. La nueva normativa de la DGT prohíbe a los conductores de patinetes eléctricos ir por las aceras o usar auriculares mientras se conduce. El incumplimiento de esta norma ya se puede multar y el precio de sanción mínimo es de 500 euros más la retirada del vehículo.

Más sobre patinetes eléctricos en Nueva Movilidad:

Vía | Heraldo.es

Responder

Introduce tu comentario
Introduce tu nombre